Fe antigua para el día cotidiano

Fe antigua para el día cotidiano

Escrito por: La Redacción | Publicado: miércoles, 02 de junio de 2010

Salem, OREGON, USA: Alrededor de 200 jóvenes de la costa noroeste de Norteamérica recientemente se reunieron en Oregon para la conferencia de jóvenes. Durante las asambleas en este moderno centro de conferencia “Macleay Christian Retreat”, la fe de un hombre temeroso descrito en el Antiguo Testamento cobro vida.

“ Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar; al cual resistid firmes en la fe, sabiendo que los mismos padecimientos se van cumpliendo en vuestros hermanos en todo el mundo.” (1.Ped.5, 8-9)
 

Se llevan a cabo conferencias de jóvenes en Maclay en el noroeste americano dos veces al año. Durante un reciente fin de semana, Maclay fue anfitrión y recibió a los habituales visitantes provenientes de Salem, Seattle, Vancouver, Yakima y Montana.

El mensaje de 1. Pedro 5,7-10 fue el tema que prevaleció durante la conferencia y recordó a los presentes acerca de ser sobrios y vigilantes contra el poder de Satanás. Los jóvenes también fueron alentados para ser guerreros como David, del cual leemos en el Antiguo Testamento. Él triunfó a través de la fuerza de Dios. Nosotros que vivimos hoy, podemos de la misma manera luchar contra los enemigos que habitan en nosotros – nuestros pecaminosos deseos y pasiones – para obtener victoria en nuestra vida interior.

Thomas Baby (34) de Seattle fue edificado por lo que escuchó.
- David tomo la tarea encomendada con mucha seriedad. Él lucho y dio muerte tanto al león como el oso, los cuales solo intentaron tomar una de sus ovejas. Después de haber escuchado estas palabras recordé que es ésta la actitud que debo tener respecto a la vida de pensamientos, dice él. 

 Escuchar acerca de David en las asambleas, y sobre el ejemplo que él fue como guerrero también causó una profunda impresión en Daniel Waters (19).
- Quiero tener este mismo pensamiento en mis batallas.

En el lapso entre reuniones los jóvenes podían disfrutar de la comunión, tanto en el gimnasio, cafetería, jacuzzi o la piscina. También se organizó un torneo de voleibol el día domingo por la tarde, donde los hinchas con entusiasmo podían oírse en todo el alrededor.

- Al legar a la conferencia en Maclay este fin de semana, fui inmediatamente edificada solo por el hecho de ver las caras de los hermanos aquí, dice Michelle Monahan. Esta mamá de 30 años proveniente de Salem describe la experiencia como “lo más refrescante para mi espíritu, después de una semana muy ocupada”.

- Pensé que sería genial, pero resulto ser aun mejor que eso! He conocido mucha gente nueva que ahora son mis amigos de por vida, dice Sophie Osman (13) que viajó a su primera conferencia de jóvenes con muy altas expectativas. Sin duda ella no fue decepcionada.