Por primera vez en Brunstad: Viaje de jóvenes de Sudamérica

Por primera vez en Brunstad: Viaje de jóvenes de Sudamérica

Escrito por: Manuel Schradi | Lugar: Brunstad, Melsomvik, Noruega | Publicado: martes, 04 de agosto de 2015

Después de 2 años de trabajo duro, planificación y ahorro finalmente llegó el momento para el expectante grupo de jóvenes de Sudamérica de subir al avión y viajar a Noruega. Para muchos era la primera vez que viajaban a la conferencia internacional de verano en Brunstad, Stokke, y la experiencia no decepcionó.

«Se construye un templo espiritual a partir de todas las naciones. Todos los que han sido llamados por Dios sienten que aquí reciben algo que puede ser de ayuda para ellos.» Con estas palabras el líder de la iglesia Kåre J. Smith, inició la conferencia de verano en julio del 2015. Había cerca de 9.000 personas de todas partes del mundo reunidas justamente para esto: recibir algo que pueda ser de ayuda para ellos en todas las situaciones diarias.

130 jóvenes de América Latina

Entre estas había cerca de 130 jóvenes de cinco países diferentes de América Latina, que hace dos años habían decidido ahorrar para viajar en conjunto a la conferencia del año 2015. Habían visto las transmisiones desde Brunstad, pero la mayoría nunca había viajado allí y por lo tanto experimentado Brunstad con toda la edificación, diversión y comunión.

Los jóvenes de los diferentes países utilizaron mucha creatividad para alcanzar la meta. En Brasil los jóvenes fabricaron galletas y las vendieron, en México vendieron pasteles de fresas en la ciudad, en Chile tocaron instrumentos musicales en las calles. En todos lados trabajaron muchas horas realizando diferentes tareas, y esto siempre con entusiasmo. Ninguno de los jóvenes expectantes fueron decepcionados cuando finalmente llegaron a Brunstad.

No estamos solos siguiendo a Jesús

«Veo como mucha esperanza el futuro para Sudamérica. Cerca de 130 jóvenes sudamericanos escucharon el mensaje puro y claro desde el celo aquí en Brunstad, y va a dar fruto. Hemos recibido las armas para luchar contra el mal en nosotros, de modo que podemos seguir las pisadas de Jesús», dice Pepe de Perú.

Avit de México dice que vino principalmente para recibir ayuda en su vida personal, pero también para encontrarse con viejos y nuevos amigos de todo el mundo. «Quiero ser fiel en lo oculto. Es bueno saber que no estoy sola en esta lucha, sino que tengo muchos hermanos que están entusiasmados de vivir la misma vida de Jesús», dice.

Macarena de Chile está casada y espera su tercera hija. Para ella es importante viajar a Brunstad para escuchar «palabras del cielo», dice. «Cuando escucho el mensaje siento que soy parte del cuerpo de Cristo. Todos somos parte del cuerpo de Cristo, independiente de dónde venimos.»

Recibidos con los brazos abiertos

Los jóvenes hispanohablantes fueron muy bien recibidos en todos los aspectos. Pudieron ser parte de una linda fiesta especialmente para ellos, con carne a la parrilla, buena comida, edificación y entretención internacional. Adicionalmente participaron en diferentes actividades en Brunstad durante la conferencia, como en el torneo de fútbol, el torneo de voleibol y la corrida de Brunstad. Muchos se preocuparon para que los sudamericanos pudieran tener una experiencia inolvidable las dos semanas en Brunstad.

Uno de los puntos destacados fue el inicio de la conferencia de jóvenes con un tema  conmovedor: «¿Me amas?» Fue la simple pregunta que Jesús le hizo a Pedro, y la misma pregunta recibimos todos los que quieren seguir a Jesús. Este amor a Jesús caracteriza a todos los discípulos. Todo lo que hacen, lo hacen con entusiasmo para Él.

Todos los 130 jóvenes regresaron a casa con un mayor amor por Jesús y un gran agradecimiento por todo lo que pudieron vivir y escuchar en Brunstad. Y es totalmente seguro que un día regresarán.

Galería de Imágenes