¡Sigue a Jesús en su humillación!

Publicado: 08. agosto 2011

El pecado del hombre es su orgullo, sin embargo Jesús escogió humillarse, sin pensar en la honra ni en la condición humana. Y estas son las pisadas que podemos seguir.

En este extracto, Kåre J. Smith habla acerca de la vida que Jesús vivió, cómo debemos seguirle y cuál es el resultado de seguir sus pisadas.

Kåre comienza con las palabras de Jesús en Filipenses 2,8: «Y estando en la condición de hombre, se humilló a sí mismo, haciéndose obediente hasta la muerte, y muerte de cruz.» Así vivió Jesús, y si le seguimos en su humillación y le servimos, sin pensar en la honra, entonces Dios también hará una gran obra en nosotros.